Institucional

Dirección:

c/ Martín Fierro n° 3

(28040) Madrid, España

 

Teléfonos:

Tel: +34 91-181 20 50

Fax: +34 91-544 60 01

Suscríbete para recibir información de nuestras actividades

Al hacer clic en enviar, confirma que acepta los términos y condiciones de nuestra política de privacidad

© Copyright 2017. Colegio Mayor Argentino Nuestra Señora de Luján. Todos los derechos reservados.

Ceremonia de Ausencia, obra leída sobre textos de Rayuela de Julio Cortázar

Ceremonia de Ausencia

Miércoles 29 de noviembre de 2017 - 20hs.

 

Recientemente ganador del Premio María Guerrero 2016 como Actor Protagónico por la Asociación Amigos del Teatro Nacional Cervantes y el Instituto de las Artes Escénicas y de la Música de España, el actor argentino Horacio Peña junto a la actriz Marcela Ferradás presentan en Madrid “Ceremonia de Ausencia”, obra teatral leída sobre textos de Rayuela de Julio Cortázar. Ceremonia de ausencia no es una adaptación lineal de la historia de La Maga y Oliveira como la plantea Cortázar en Rayuela, sino la forma en que esta versión articula y trae a primer plano los fragmentos de un discurso amoroso. Los recortes de la novela trasladados a la representación teatral adquieren entonces una relevancia trágica. Porque Ceremonia de ausencia desmonta una estructura narrativa que tiene como eje la soledad y la incomprensión. Las composiciones musicales que acompañan los textos, son de algunos de los autores que Cortázar nombra en su novela.

Elenco: Marcela Ferradás, Horacio Peña / Musicalización: Marcelo Lombardero / Dirección: Marcela Ferradás / Colaboración: Teresa Arijón.

 

 

Auditorio CMA - Acceso libre y gratuito hasta completar aforo

 

 

Ceremonia de Ausencia

Ceremonia de ausencia desmonta una estructura narrativa que tiene como eje la soledad y la incomprensión. La Maga se embriaga con su amor, demasiado parecido a la voracidad, como razón de vida. Es puro instinto y, por lo tanto, irracionalidad al desnudo que, en su entrega, vacila entre la desesperación y el patetismo. Oliveira, por su lado, tiene cuestiones más importantes que resolver: una búsqueda metafísica, la preservación de su diletantismo, una libertad que es pura flannerie.

En esos años, los ‘60, los ‘70, Rayuela era un signo de moda y, en su forma de poetizar con destreza la sensibilidad kitsch de los intelectuales podían leerse ya los comportamientos de una generación de clase media que consumía con igual ligereza París como el Che. ¿Dónde fueron a parar los hijos de ese discurso? Es en este sentido donde Ceremonia de ausencia deja de ser una adaptación para convertirse en otra cosa, algo más inquietante que una de esas escenas de la vida conyugal que todos los amantes están inexorablemente condenados a repetir tarde o temprano. Sugiero que nos hagamos otra pregunta: ¿a qué “ausencia” alude el título de esta representación?  

 

Guillermo Saccomanno.

 

 

 

 

 

 

Please reload